Comida consciente

Citas sobre la alimentación consciente

Comer (más) conscientemente es algo a lo que muchas personas aspiran. Pero, ¿qué define una dieta consciente y saludable? En primer lugar: no basta con abstenerse de ciertos alimentos. La forma de comer es casi tan importante como lo que se come.
Pero como la comida no es sólo una cuestión de nutrición, sino también de placer y satisfacción emocional, también hay que fijarse en los hábitos alimentarios. ¿Cuándo, dónde y cuánto come y cómo lo hace? Muchos hábitos alimentarios se forman en la infancia. Como adultos, no comemos automáticamente lo que es bueno para nosotros.
Un pastelito por aquí, una salchicha rápida por allá: Los hábitos cotidianos a menudo se interponen en el camino cuando se trata de comer más sano. Las tendencias nutricionales que surgen constantemente aumentan la incertidumbre. Sin carbohidratos, sin grasas, sin gluten: ¿qué debo comer y qué debo evitar?
Una cosa es cierta: la nutrición tiene una gran influencia en nuestro bienestar físico y mental. Una dieta poco saludable no sólo afecta a la digestión, sino que a la larga conduce a la obesidad y a diversas afecciones médicas. Por eso es tan importante comer conscientemente

Nutrir: cómo sanar tus relaciones…

Quizá conozca el término «mindfulness», pero ¿sabe que puede aplicarse a nuestros hábitos alimentarios? La alimentación consciente utiliza el acto de prestar atención, o estar presente, para ayudar a superar los problemas de alimentación en nuestras vidas cada vez más ocupadas. El objetivo es dejar de pensar en la comida y pasar a explorar (y disfrutar) la experiencia de comer. No es una dieta y se centra en el desarrollo de una nueva mentalidad en torno a la comida.
Definición de mindful eating: «prestar atención a la experiencia de comer con todos nuestros sentidos (ver, saborear, oír, oler, sentir); ser testigo de las respuestas emocionales y físicas que tienen lugar antes, durante y después de la experiencia de comer»
Practicar un enfoque más consciente de la alimentación puede mejorar el disfrute de las comidas, reducir la sobrealimentación, ayudar a una buena digestión, reducir los pensamientos ansiosos en torno a la comida y mejorar la relación psicológica con la misma.

El diario de alimentación consciente: pr…

Mega-tendencia Alimentación ConscienteCada vez más personas son muy conscientes de su dieta y de los alimentos que consumen. No sólo les preocupa la preparación de los alimentos y sus propios hábitos alimentarios, sino también, cada vez más, los valores morales. El origen de los alimentos y el impacto ecológico de la producción de alimentos ocupan un lugar central.
Los consumidores están adaptando su dieta a su estilo de vida individual. En los canales de las redes sociales, la individualidad de las personas se pone de manifiesto a través de los alimentos mediante el uso de la estética y las nuevas combinaciones. Además, a menudo ya no basta con comer hasta saciarse. La comida también debe ser saludable y mejorar el rendimiento. El objetivo de las personas es maximizar el rendimiento con una alimentación personalizada.
Además de satisfacer las necesidades individuales, la atención se centra cada vez más en los aspectos morales de la nutrición. A medida que aumenta la conciencia de la huella ecológica de la agricultura y la ganadería, la gente busca alternativas y exige transparencia. Los consumidores intentan reducir sus emisiones alimentarias eligiendo alimentos regionales, ecológicos y de origen vegetal.

Mindfulness – alimentación consciente: pr…

Seguro que has oído hablar de los increíbles beneficios de la meditación mindfulness regular. Y es cierto. La meditación es sin duda una de las mejores cosas que puedes hacer por tu mente, cuerpo y espíritu.
La gran noticia es que no tienes que dejarlo todo y retirarte a un cojín de meditación aislado para cosechar los beneficios de la atención plena cuando te comprometes a comer con atención. En esta alegre práctica, tu comida se convierte en tu meditación. Todo lo que tienes que hacer es presentarte y estar realmente presente en la mesa. La alimentación consciente funciona perfectamente como una técnica para enriquecer tu meditación diaria, o como una práctica independiente, por lo que es perfecta para todos, medites o no regularmente.
Lamentablemente, la mayoría de nosotros no somos conscientes cuando comemos. Cuando la vida se vuelve difícil, o francamente un poco agitada, es fácil caer en el hábito de engullir las comidas mientras conducimos, en el trabajo o frente al televisor, ¡y apenas probar los deliciosos alimentos que comemos! Aunque esta multitarea puede parecer un buen plan al principio, puede acarrear todo tipo de problemas en el futuro.